¿Cómo me ayuda Begoña con su método Serena?




En enero conocí a Begoña.
en contacto con ella por Messenger,
que necesitaba ayuda y ella enseguida me contestó. Tuvimos nuestra primera cita, las primeras fueron por teléfono, las siguientes online.
Su calidez me acariciaba, yo estaba falta de comprensión y empatía y fue lo que ella me mostró desde el principio.
Hilaba muy fino en nuestras conversaciones.
Me enseñaba a no quedarme en el drama,
con ella aprendí mil cosas, actitudes y recursos.
Cuando estaba muy mal le mandaba un wasap.
Ella con una reflexión inteligente siempre me sorprendía.
Aprendí que al SNC se le puede engañar hablándole en positivo.
Empecé a decir hoy puedo convivir con ellos.
Aprendí a desidentificarme de ellos.
A ponerles nombre y a hablar con ellos, quitando dramatismo.
Me enseñó de mil formas a buscar la calma, a dejar de juzgarlos.
Siempre me decía, puedes hacer algo por cambiarlos, contestaba que no y entonces decía, deja de juzgarlos.
Yo le contaba mis películas de miedo y ella las transformaba en positivo.
Me enseñó el valor de la práctica, de la paciencia y sobre todo de la confianza.
Ante lo que le contaba conseguía transformarlo en positivo. Hicimos auto registros, visualizaciones y escribía cómo manejar mi ansiedad.
En cada sesión me ponía una meta para trabajar y las analizábamos en la siguiente.
Comprensión, empatía y buen hacer.
Me enseñó a escribir sobre los acufenos en tercera persona para verlos desde otra perspectiva.
Me enseñó a escuchar los sonidos internos y externos.
A dejar de enjuiciar los sonidos externos, abrirme a ellos y dejarlos entrar como una melodía.
La hiperacusia empezó a bajar, además tenía su ejemplo. Me contaba relatos y experiencias,
yo entendía por el camino que había pasado
y la acompañante en la que se había convertido.
Encarnación Quiroga Cántero
Testimonio

Una historia de éxito.

Testimonio de Encarnación (2)
Mi nombre es Susana, quiero compartir mi agradecimiento a Begoña por su apoyo incondicional durante mi embarazo y los meses en los que presenté problemas con hiperacusia y los acufenos, ella siempre tuvo una actitud de servicio y disponibilidad, para brindarme técnicas, que me hicieron, ver mi problema con menos frustración. Teníamos sesiones cada semana, en las cuales abordaba aspectos importantes a superar, como miedo, ansiedad, imsomnio, etc, asi como a tener una actitud positiva y de afrontamiento a las adversidades. Cuando pienso en Begoña pienso en RESILIENCIA, fortaleza, calidez humana, servicio, y sobre todo lo mas importante amor, pensando en ayudar a los demás sin esperar recibir nada a cambio. Siempre te agradeceré tu apoyo y amistad, eres un gran ser humano, tienes mucho que compartirnos.
Susy
Testimonio
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad